Las plantas no son las únicas responsables de las alergias primaverales: insectos, plagas…

alergias

Picor de ojos, lagrimeo, estornudos, congestión, tos… 1 de cada 4 españoles sufre algún tipo de alergia y no siempre esta relacionada con el polen o los alimentos. Cucarachas y ratas, entre otras plagas, puede ocasionar también reacciones alérgicas con idénticos síntomas. Evitar su presencia es tan sencillo como llevar a cabo determinadas medidas de prevención, tales como el sellamiento de grietas y el mantenimiento de unas adecuadas condiciones de higiene, además de contactar con profesionales expertos cuando se detecte la presencia de este tipo de plagas.

“A los contaminantes habituales, como el humo del tabaco o el monóxido de carbono se unen otros riesgos derivados de la exposición a ciertas plagas como cucarachas y roedores, que pueden ser un desencadenante directo no solo de alergias sino incluso también de ataques de asma”, señala la Directora General de la Asociación Nacional de Empresas de Sanidad Ambiental (ANECPLA), Milagros Fernández de Lezeta.

En los últimos años, múltiples estudios han demostrado una relación directa entre los excrementos de las cucarachas con las alergias y el asma. Del mismo modo, la exposición a los alérgenos de ratas y ratones puede contribuir al desarrollo de alergias y asma alérgico entre la población general y especialmente entre los niños en edad escolar. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el 61% de los niños de los centros urbanos expuestos a niveles detectables de alérgenos en ratones tienen más probabilidades de padecer ataques de asma.

“Sin duda, especial cuidado requieren los colectivos más vulnerables, como son los niños, las personas mayores y aquellas que padecen enfermedades respiratorias y cardiovasculares, más ahora con la llegada del buen tiempo y el progresivo aumento de las temperaturas, que favorece la aparición de plagas en nuestros hogares y en otros espacios interiores en los que pasamos la mayor parte de nuestro tiempo”, afirma Fernández de Lezeta.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*