La fibrilación auricular (FA) sin diagnosticar es una causa directa de ictus

epilepsia ictus cerebro

La fibrilación auricular (FA) sin diagnosticar es una causa directa de ictus, asegura el profesor José Luis Zamorano, jefe de Servicio de Cardiología del Hospital Ramón y Cajal (Madrid) y director de la Cátedra de Trombosis de la Universidad de Alcalá.

Y por ello y con motivo del Día Europeo de la Prevención del Riesgo Cardiovascular, que se celebra este 14 de marzo, Daiichi Sankyo ha anunciado la puesta en marcha de la segunda edición de la campaña para pacientes ‘¿Eres candidato a un ictus? Detectar la fibrilación auricular (FA) a tiempo puede salvarte la vida’ con el objetivo de concienciar sobre esta arritmia cardiaca, la más común, y sobre los factores de riesgo que propician el ictus: los antecedentes familiares, la hipertensión arterial, la arterioesclerosis, el consumo de tabaco, tener unos niveles elevados de grasa en la sangre o la diabetes mellitus.

“La fibrilación auricular es uno de estos agentes que, si se detecta a tiempo y se somete a un tratamiento adecuado, puede reducir la incidencia del ictus hasta en un 70% de los casos. No podemos prevenir la aparición de la FA, una arritmia muy ligada al envejecimiento, pero si detectamos y tratamos la enfermedad podemos evitar que cause complicaciones como el ictus”, indica el profesor Zamorano.

Según el estudio OFRECE, la FA afecta al 4,4 por ciento de la población española, lo que significa que 1.025.000 españoles mayores de 40 años padecen esta arritmia. La FA se caracteriza por la ausencia de síntomas, por lo que un 10% de los afectados están sin diagnosticar y carecen de tratamiento por lo que aumenta su riesgo de accidente cerebrovascular. El número de nuevos casos anuales de ictus es de más de 134.000, y de ellos, el 20% están causados por la FA según datos de la Sociedad Española de Cardiología (SEC)1, lo que muestra la relación entre ambas patologías y la necesidad de sensibilizar a los ciudadanos sobre la detección de sus síntomas. “Al menos un 20% de los ictus son producidos por la fibrilación auricular. Algunos pacientes pueden padecer esta arritmia sin saberlo porque no sienten ningún síntoma. La FA es una enfermedad que puede detectarse de manera sencilla con un electrocardiograma”, añade este especialista.

Más de 1.000 pacientes han participado en la campaña
El próximo 11 de abril se reanuda la campaña ‘¿Eres candidato a un ictus? Detectar la fibrilación auricular a tiempo puede salvarte la vida’ en Pamplona en colaboración con la Sociedad Vasco Navarra de Cardiología y con la asistencia de la presidenta de dicha entidad, la doctora Virginia Álvarez Asiain. Esta iniciativa de Daiichi Sankyo ha permitido hasta el momento a casi 1.000 personas saber si están en riesgo de ictus por sufrir fibrilación auricular, la arritmia cardiaca más común. La iniciativa consiste en realizar de manera gratuita un electrocardiograma al paciente mediante el uso de la tarjeta de cribado Wecardio. Quienes participan en la iniciativa, reciben los resultados de sus electrocardiogramas de manera instantánea en un teléfono móvil y se los dan impresos para llevarlos a las consultas de sus médicos de cabecera

Hasta el momento, la campaña se ha puesto en marcha en el Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa de Zaragoza en colaboración con la Asociación de Anticoagulados de Aragón (ASANAR); en el Hospital Infanta Cristina de Badajoz con la Asociación de Pacientes Anticoagulados de Extremadura (APANEX); en los hospitales Carlos Haya y Virgen de la Victoria de Málaga con la Asociación de Pacientes Anticoagulados y Coronarios de Málaga (APAM); en el Hospital Reina Sofía de Córdoba con la Asociación Cordobesa de Pacientes Anticoagulados (ACPA) y en el Mercado Central de Valencia con el Instituto Valenciano del Corazón (INSVACOR).

La fibrilación auricular

La FA es una condición en la que el corazón late irregular y rápidamente. Cuando esto sucede, la sangre puede acumularse y hacerse más espesa en las cámaras del corazón, causando un mayor riesgo de coágulos sanguíneos. Estos coágulos de sangre pueden romperse y viajar a través del torrente sanguíneo al cerebro (o a veces a otra parte del cuerpo), donde tienen el potencial de causar un ictus2.

La FA es el tipo más común de trastorno del ritmo cardíaco y se asocia con una morbilidad y mortalidad sustancial.3 Se estima que 8,8 millones de europeos sufrieron FA en 2010 y se espera que esta cifra se duplique al menos en los próximos 50 años.4 En comparación con aquellos sin FA, las personas con esta arritmia tienen un riesgo 3-5 veces mayor de accidente cerebrovascular.5 Uno de cada cinco de todos los accidentes cerebrovasculares son resultado de la FA.6


(Fuente: Grupo Daiichi Sankyo )

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*